El desfile repleto de celebridades de Rihanna, el regreso de Vera Wang a las pasarelas y los trajes poderosos de la década de los años 80 de Proenza Schouler destacaron el cuarto día de la Semana de la Moda de Nueva York.

El show de la marca de lencería de la estrella del pop Rihanna, Savage x Fenty, fue el evento más anticipado de la semana y también el más exclusivo. Funcionó asimismo como un concierto al que solo se podía acceder con invitación, en el que participaron el grupo de hip hop Migos y la cantante Halsey.

Al desfile acudieron muchas celebridades como las hermanas Bella y Gigi Hadid y la supermodelo puertorriqueña Joan Smalls, la modelo Cara Delevingne y la cantante Normani.

La marca de Rihanna se presenta como el opuesto de Victoria Secret, obsesionada por la delgadez, con corsets acordonados y tangas de estampado floral, shorts varoniles o sujetadores de cuello alto para todos los tipos de cuerpos.

 Vera Wang regresa

La diseñadora Vera Wang regresó a las pasarelas por primera vez en tres años, y dijo a la AFP que es un momento excelente porque el calendario de la Semana de la Moda de Nueva York ha sido reducido de siete a cinco días.

Para su retorno, la diseñadora, conocida por sus vestidos de novia, propuso su visión de la sensualidad, trabajando la superposición.

Con tan solo 24 años de edad, el británico Christian Cowan viste regularmente a varias estrellas, de Lady Gaga a Cardi B, pasando por el rapero revelación Lil Nas X. Su gusto por el strass y las lentejuelas, un exceso controlado, hacen furor.

Con mangas abullonadísimas, encaje y telas con mucho frufrú, rindió homenaje a todas las mujeres fuertes de su familia que hacen que sus negocios y hogares funcionen impecablemente.

Fuente: el nacional