Los creadores del Universo Cinematográfico de Marvel explicaron su elección del personaje que tomará el escudo de Capitán América en la nueva película sobre el grupo de los ‘Vengadores’.

Ya en octubre de 2018, Chris Evans, quien durante ocho años desempeñó el papel del superhéroe, prácticamente confirmó en su Twitter que «Avengers: Endgame» sería su última ronda como Steve Rogers.

Los fanáticos empezaron de inmediato a debatir quién de los vengadores tomaría su lugar, y la mayoría apunto a dos posibles candidatos: el problemático Bucky Barnes, examigo de guerra del Capitán América y también conocido como el Soldado de Invierno, protagonizado por Sebastian Stan, o su compañero alado en la lucha contra el crimen, Sam Wilson / Falcon (Anthony Mackie).

Finalmente se reveló que el escudo de Capitán América lo tomará Falcon.Una de las razones para tal elección fue el oscuro camino que tuvo que seguir Bucky a través del Universo Cinematográfico de Marvel, que incluyó un giro como el asesino responsable de la muerte de los padres de Tony Stark, informa Yahoo Movies. Además, los creadores de la película tuvieron en cuenta una conexión especial entre los personajes de Rogers y Wilson.

«Pareció realmente apropiado para la conexión que Cap (Capitán América) y Sam tenían entre sí», dijo el codirector de «Avengers: Endgame», Anthony Russo, a Yahoo Entertainment en el San Diego Comic-Con.

«Desde que se conocieron [en «Capitán América: El soldado de invierno», de 2014], parecía haber un vínculo muy recíproco entre los dos personajes, en términos de sus antecedentes militares, su humildad, su tipo de compromiso para servir. Parece que esa sería la persona en la que Cap confiaría», añadió.

Anthony Mackie, quien representa el papel de Falcon y se ha lamentado durante mucho tiempo de no obtener guiones completos para las películas de Marvel, parece haber decidido, como medida de precaución para evitar ‘spoilers’, no darse por enterado hasta último momento de su designación para el personaje.

Evans le mostró el guión, mientras ambos miraban fútbol en Atlanta. «Fue una locura, me quedé impresionado», dijo Mackie.

Fuente: RT