Un año después del escándalo de Cambridge Analytica, que reveló que los datos de aproximadamente 50 millones de usuarios de Facebook fueron utilizados para crear anuncios políticos usados en las campañas presidenciales de 2016 en Estados Unidos, millones de personas en todo el mundo volvieron a entregar sus datos a una aplicación viral.

Las fotos virales que muestran a las personas con el rostro envejecido fueron tomadas con FaceApp. Sin embargo, para realizar esta operación, los usuarios le entregan a la empresa —Wireless Lab, una startup rusa— su nombre y los datos biométricos de sus rostros.

Más de 80 millones de usuarios han modificado sus fotos desde 2017, cuando la plataforma fue lanzada. FaceApp no sólo permite a las personas con teléfono inteligente cambiar de edad, género o peinado, sino que además genera imágenes convincentes.

En total, más de 100 millones de personas han descargado la aplicación de Google Play, mientras en la App Store de iOs, que no revela el número de descargas, es la mejor clasificada en 121 países. Estimaciones calculan el número total de descargas en más de 150 millones.

La aplicación utiliza inteligencia artificial (IA) para modificar de manera  automática las fotosen cuestión de segundos, muy similar a los filtros que ofrecen Instagram y Snapchat.

La empresa dijo a través de un comunicado que las imágenes se eliminaban de sus servidores dentro de las 48 horas posteriores a la fecha de carga y que ningún dato de los usuarios se transfería a Rusia. Sin embargo, durante el tiempo que permanecen en la aplicación podrían ser almacenadas en una base de datos.

Los términos de servicio de la aplicación, en la sección 5 sobre el “Contenido del usuario”, estipulan que el usuario “le otorga a FaceApp una licencia perpetua, irrevocable, no exclusiva, sin royalties, en todo el mundo, totalmente pagada y con licencia transferible para usar, reproducir, modificar, adaptar, publicar, traducir, crear trabajos derivados, distribuir, realizar públicamente y mostrar el contenido del usuario y cualquier  nombre en todo los formatos de medios y canales conocidos”.
Fuente: lapatilla