El presidente de Colombia, Iván Duque, pidió a la Cancillería que verifique la autenticidad de una carta del embajador ruso al Congreso en la que advierte al país andino de que una incursión militar en Venezuela será considerada una amenaza a la paz y a la seguridad internacional.

«Yo acabo de ser notificado de esa comunicación, no la conozco, yo le he pedido a la Cancillería que verifique primero su veracidad y que hable con el señor embajador (de Rusia)», afirmó Duque a periodistas este martes durante una declaración en la Casa de Nariño, sede del Ejecutivo.

El mandatario respondió así a una información del diario El Tiempo según el cual el presidente de la Cámara de Representantes, el liberal Alejandro Chacón, recibió en su despacho una carta firmada por el embajador ruso en Bogotá, Sergei Koshkin, con advertencias a Colombia por su papel en la búsqueda de una salida a la crisis venezolana.

«El uso ilegítimo de la fuerza militar contra Venezuela por parte de otros Estados que respaldan a la oposición será interpretado por el Consejo de la Federación de la Asamblea Federal de la Federación de Rusia solamente como un acto de agresión contra un Estado soberano y una amenaza a la paz y seguridad internacionales», señala la misiva.

El Congreso es el encargado de autorizar al Ejecutivo el envío de tropas a otros países, según la Constitución, por lo que Chacón considera que la carta es de «suma gravedad e importancia».

Ante esto, Duque afirmó que no puede «afirmar si es cierta o no» porque no llegó a través de los canales diplomáticos y reiteró que «Colombia no está en plan de agredir a ningún Estado».

«Colombia no está en el plan de agredir a ningún Estado. Pero Colombia está en su deber de defender la Carta Democrática Interamericana y de denunciar con claridad y contundencia los atropellos de la dictadura de Venezuela», subrayó.

De igual forma, el jefe de Estado manifestó que el país, tal como lo ha hecho en organismo multilaterales, busca «profundizar el cerco diplomático» contra el presidente Nicolás Maduro y dijo que con la presión internacional espera que «el pueblo venezolano sea el que dé rápidamente esa transición institucional».

Colombia lidera junto a Estados Unidos la presión internacional contra el régimen de Maduro y fue de los primeros en reconocer al presidente del Parlamento venezolano, Juan Guaidó, como mandatario encargado de su país, después de que el líder opositor se proclamara como tal en enero pasado.

Por su parte, Rusia y China han reiterado su apoyo a Maduro y el primero envió al país petrolero la semana pasada dos aviones militares con casi un centenar de solados y 35 toneladas de material no especificado.

Fuente: informe21