El Tribunal de Control I ratificó la privativa de libertad para tres trabajadores de la empresa mixta Petro San Félix, quienes fueron detenidos por el Sebin, luego de la explosión de los tres tanques de diluyentes, ocurrido en el sur de Anzoátegui.

La Fiscalía 21, en materia de defensa ambiental, imputó este martes al gerente de operaciones Carlos de la Ossa; al supervisor mayor de operaciones Eduardo Torres; y al coordinador de la sala de control operacional Carlos López.

Los imputados son procesados por los delitos de contaminación ambiental (responsables de emisión de gases tóxicos), ocultamiento de información y agavillamiento.

La jueza Leidi Matute fijó como sitio de reclusión la sede del Sebin, en El Tigre, lugar dónde están desde el pasado jueves 14 de marzo.

Hechos. Los tanques, ubicados en el área de producción, en la población de San Diego de Cabrutica, zona operativa del Bloque Junín de la Faja Petrolífera del Orinoco, explotaron el pasado miércoles.

Dos tanques se incendiaron a mediodía, durante el proceso de arranque de la planta. Un tercer tanque, con residuos de crudo, explotó 7 horas después.

Testigos. El pasado 14 de marzo los tres gerentes fueron citados como testigos por el Sebin, por ser responsables del proceso de arranque de la planta. Después de rendir declaraciones, no se les permitió la salida de la sede del Sebin.

La orden de aprehensión fue librada por el tribunal respectivo, que en primera instancia había fijado la audiencia para el lunes 18 pero fue aplazada.

Este es el segundo incendio que ocurre en la Faja Petrolífera este año. A finales de febrero reportaron un incendio en la estación ERO División Carabobo.

 

Fuente: ultimasnoticias