Tailandia contra el sobrepeso. Según medios locales, los policías obesos serán enviados a un campamento especial para perder peso, como parte de un programa nacional denominado “Destrucción de Barriga”.

Después de dos semanas de prueba, la iniciativa fue declarada un éxito. El proceso contó con la participación de dos centenares de policías en el programa piloto del Centro de Capacitación de la Policía Central en la ciudad de Pak Chong, el distrito más occidental de la provincia de Nakhon Ratchasima, en el noreste de Tailandia.

Algunos de los oficiales, que pesaban 200 kilogramos, perdieron más de 60 kilos, de acuerdo con lo declarado por Sornpetch Chantarak, encargado de la planificación de las dietas para los participantes.

«Hay muchos problemas si eres un policía gordo. Te mueves y trabajas con lentitud. Eso es inaceptable si eres un oficial encargado de detener a criminales, ya que tienes que ser hábil y moverte rápido», afirma Chantarak, según el portal web Rusia Today.

Tras las notables mejoras, Tailandia ha decidió que el programa se establezca en forma permanente. Las comisarías policiales de todo el país enviarán periódicamente a dos o tres de sus agentes más pesados al Centro de Capacitación para que los uniformados sean sometidos a dos semanas de una estricta dieta e intenso ejercicio y así disminuir el tamaño de sus abdómenes.

Según Sornpetch, dentro de las actividades del programa, los oficialestienen que hacer ejercicio todos los días en el campamento y unirse a actividades como andar en bicicleta y hacer ejercicio mientras comen alimentos con alto contenido de proteínas. Incluso tienen tarjetas de identificación que registran su peso antes y después.

Fuente: panorama